Los alcauciles confiere al vino un sabor metalico

Los alcauciles confiere al vino un sabor metalico

Miércoles, 8 Octubre   

El gusto particular que tienen los alcauciles confiere al vino un sabor metálico. El responsable es un extraño compuesto denominado cinarina, que convierte cualquier vino de calidad que ose regar esta verdura en un verdadero desperdicio de potencial y dinero. El alcaucil parece tener tantísimo líquido dentro que seguro que no ve la necesidad de echarle más lubricante.
En el caso del espárrago tal vez un Sauvignon Blanc pueda darle pelea.